top of page
Buscar
  • Foto del escritorEquipo DPsico

ALGUNAS ANOTACIONES SOBRE EL TEA - Trastorno del Espectro Autista


Según los manuales diagnósticos (DSM-5-TR y CIE-11) las personas en el espectro tienen en común:


* Deficiencias persistentes en la comunicación social y en la interacción social.


* Patrones restrictivos y repetitivos de comportamiento, intereses o actividades.


Pero la Condición Autista es mucho más compleja y atañe a la forma en la que se produce el procesamiento de la información.


B. Nason (profesional de la salud mental) lo describe así: "El autismo es un conjunto de diferencias en el procesamiento de la información que cambia la forma en la que la información es registrada, integrada y asimilada (2020)".


En concreto, identificamos dos procesos a nivel general que están en el centro de esta cuestión (Millán López, D. (2021). Guía autista. Consejos para sobrevivir en el loco mundo de los neurotípicos. Ed. Lulu):


  • Dificultad de procesar adecuadamente múltiples inputs (información-estímulos).

  • Tiempo de retardo en ese procesamiento.

Algunos de los desafíos a los que se enfrenta una persona en el espectro puede ser, por ejemplo, una experiencia del día a día como una conversación verbal en persona (face to face) la cual suele suponer una vivencia muy exigente y en muchas ocasiones generadora de estrés-ansiedad desproporcionada, porque implica la puesta en funcionamiento de diferentes zonas cerebrales que deben trabajar conjuntamente de manera eficiente y eficaz, para que el procesamiento de la información multicanal suceda correctamente:


  • Lóbulo Frontal.

  • Lóbulo Parietal.

  • Lóbulo Temporal.

  • Lóbulo Occipital.

  • Cerebelo.

  • Tronco cerebral.


Según D. Millán y siguiendo los postulados teóricos más recientes, podríamos entender que estas diferencias en el procesamiento se corresponden más acertadamente con una configuración cerebral diseñada para un fin más especializado, profundo y dedicado. El cuál depende del tipo de información-input que se percibe.


Siguiendo a B. Nason, es fundamental distinguir entre los estímulos con información estática (la información permanece invariante: información concreta, constante y absoluta) y la información dinámica (cambiante, dependiente del contexto y que implica una evaluación continua) como son las NORMAS SOCIALES.


Por lo que, la persona en el espectro se encuentra abocada a estar en interacción con un mundo dinámico y en constante cambio, el cual es muy difícil de predecir y ordenar mentalmente. Recibiendo del entorno rechazo e incomprensión, motivada por un modelo explicativo centrado en el déficit y no en un modelo centrado en un sistema de procesamiento diferente, donde la diferencia se encuentra en el procesamiento secuencial (una cosa primero, la siguiente después) y en un procesamiento profundo que implica una inversión tiempo mayor o retardo, a diferencia del procesamiento normotípico (en paralelo y superficial - más rápido).



Equipo DPsico


Fuentes:

  • American Psychological Association [APA]. (2014). Manual de diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales (DSM-5). Editorial Médica Panamericana.

  • Organización Mundial de la Salud. (2019). Clasificación estadística internacional de enfermedades y problemas de salud conexos (11ª ed.).

  • Millán López, D. (2021). Guía autista. Consejos para sobrevivir en el loco mundo de los neurotípicos. Ed. Lulu.











186 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page